Negligencia médica: errores más comunes cometidos por proveedores de atención médica

by Gina Corena & Associates

posted in Abogados de Lesiones Corporales en Las Vegas on February 25, 2020

Negligencia médica: errores más comunes cometidos por proveedores de atención médica

“Primero, no hacer daño”. Esta es una característica esencial del Juramento Hipocrático que muchos de los graduados de la escuela de medicina del país aceptan cumplir cuando se les otorga su título de médico. Aunque es un noble principio de guía y uno que los médicos y otros proveedores de atención médica se esfuerzan por lograr, daños al paciente ocurren, y en  índices alarmantes. “Los errores médicos son la tercera causa de muerte” en los Estados Unidos, según un estudio reciente de Johns Hopkins. Cada año, más de 250,000 personas pierden la vida debido a errores médicos, y miles más resultan heridas. A veces, estos errores se deben al descuido, pero los Centros para el Control de Enfermedades reconocen que muchos de estos errores pueden atribuirse al “sistema”. El sistema podría explicar equivocaciones en las computadoras o algún otro defecto de proceso.

Para las víctimas de negligencia médica, poco importa si fue un hospital con poco personal, personal poco calificado o una dosis inadecuada que les provocó su lesión. Ellos pidieron atención médica y recibieron mala atención. Ellos fueron lastimados por el mismo “sistema” encargado de ayudarlos. Desafortunadamente, la aguja no se ha movido lo suficiente para demostrar una actual mejoría en los errores médicos. De hecho, los siguientes errores médicos cometidos por médicos, enfermeras u otros proveedores de atención médica y el personal del hospital siguen siendo las razones más comunes para demandas por negligencia médica.

Diagnóstico erróneo o falta de diagnóstico

Un gran porcentaje de las reclamaciones por negligencia médica se relacionan con un diagnóstico erróneo o un diagnóstico tardío. Un diagnóstico incorrecto generalmente resulta en un tratamiento ineficaz – tratamiento incorrecto. Sin un diagnóstico y atención apropiados, la condición del paciente puede empeorar seriamente. Aunque los médicos no son responsables de todos los errores de diagnóstico, estos pueden ser considerados responsables si hubiese una relación entre el paciente y el médico para proveer cuidados, el médico no demostró habilidades razonables y la negligencia del médico resultó en la lesión o al empeoramiento del paciente. A veces, el diagnóstico erróneo del médico no es del todo culpa suya. Es posible que el equipo médico no se haya calibrado correctamente o que el técnico haya tenido la culpa. En estos casos, la falla puede asignarse a una parte diferente al médico que lo esté atendiendo. 

Errores de medicación 

En un año determinado, hasta 1.5 millones de personas experimentarán un error de medicación en los Estados Unidos. A veces, estos errores no tienen consecuencias, aunque casi siempre son inquietantes, ya que resaltan las vulnerabilidades en los cuidados de salud. Sin embargo, a veces,  los errores de medicación pueden causar un daño sustancial a los pacientes. A veces los médicos recetan el medicamento incorrecto para un paciente. A veces, se administra una dosis incorrecta al paciente en el hospital. A veces, el personal de atención médica administra la medicación y la dosis correctas al paciente equivocado. En la mayoría de los casos que involucran errores de medicación, la dosis es el problema. Los pacientes reciben o demasiado o muy poco de un medicamento. A veces, el equipo médico defectuoso puede conducir a una dosis desastrosamente alta.

Errores de parto

Los errores de parto pueden tener un impacto devastador y de por vida en los bebés y sus familias. Desde huesos fracturados hasta lesiones cerebrales, los errores de parto son demasiado comunes en nuestro sistema de cuidados de salud. Existe una amplia gama de demandas por negligencia médica que involucran lesiones en el parto. Muchos de estas demandas se relacionan con cuidado prenatal negligente. Por ejemplo, el obstetra podría no diagnosticar una condición médica grave, como diabetes gestacional o preeclampsia. El médico podría no diagnosticar una enfermedad contagiosa como el lupus genital.

Muchos errores de parto ocurren durante el proceso de parto. Cuando un médico es negligente durante el parto, tanto la madre como el niño pueden sufrir graves consecuencias para la salud. Algunos de los errores más comunes relacionados con el parto incluyen el uso incompetente de fórceps u otros equipos / dispositivos médicos, no observar y responder a la angustia fetal, no responder a las complicaciones del nacimiento relacionadas con el gran tamaño del bebé o no ordenar una cesárea cuando una es médicamente requerida.

Errores Quirúrgicos

Muchas personas han escuchado las historias de terror: el cirujano amputa la extremidad equivocada. Sí, dichos errores han sucedido y como se puede imaginar, las consecuencias de tales errores pueden alterar dramáticamente la vida de una persona. Y también hay otros errores quirúrgicos devastadores que ocurren. Por ejemplo, a veces se dejan esponjas o incluso herramientas quirúrgicas dentro de un paciente. A veces, los cirujanos realizan el procedimiento quirúrgico correcto en el paciente equivocado. A veces, el cirujano simplemente realiza mal la cirugía. Otros errores médicos que pueden ocurrir asociados con la cirugía incluyen errores de anestesia, daño al nervio o incluso el uso de implementos quirúrgicos que no fueron esterilizados adecuadamente.

Las lesiones quirúrgicas pueden provocar infecciones potencialmente mortales, incluso la muerte. Cuando se cometen errores por descuido o incompetencia, los pacientes sufren innecesariamente. Aunque la industria del cuidado de la salud continúa tratando de reducir este tipo de incidentes, todavía ocurren.

Los pacientes tienen derechos

Si un profesional médico le ha causado sus lesiones o ha empeorado su estado de salud, puede tener derecho a una indemnización. Lo que asusta a muchos pacientes es que en realidad pueden no saber si su condición fue causada por descuido o simplemente por la progresión de la condición. Los proveedores de atención médica no siempre son comunicativos sobre el papel que desempeñaron en un resultado de mala salud.

Por eso es importante discutir su caso con un abogado calificado en lesiones que se concentre en demandas por negligencia médica. Saben qué preguntas hacer y dónde encontrar las respuestas. No todos los errores darán lugar a una indemnización, pero muchos lo harán. En Nevada, las personas lesionadas por negligencia médica tienen derecho a recibir una indemnización. Además, los proveedores de atención médica negligentes deben rendir cuentas por los errores que se pudieron prevenir. En Nevada, los pacientes tienen tres años para presentar un reclamo contra un médico, institución médica u otro personal médico desde la fecha en que se produjo la lesión.

CALL US 24/7

Schedule A Free
Injury Consultation Below